¿Qué hay de nuevo, viejo? (73)

21 de septiembre de 2020.

Debe ser complicado, y a buen seguro que llevará muchas horas, pero ahí está el resultado. Esta vez ha habido que hilar muy fino, pero los pisoteados, ninguneados, ultrajados siempre son los mismos.

Me avergüenzo del género humano cuando ocurren estas cosas, aunque tal vez debería puntualizar mi apreciación, porque solo me avergüenzo de una parte de esa inhumanidad, o como mucho de dos: de los poderosos y a sus cómplices necesarios, convertidos así en sus manos con qué golpear y pies con qué machacar a todos los demás.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s